“Vivamos la milicia del cristianismo con buen humor

de guerrillero, no con hosquedad de guarnición sitiada”.

Nicolás Gómez Dávila

lunes, 23 de septiembre de 2013

Una visita a Roma


Pflugie y Bernie fueron de visita a Roma. El asistente de Bernie llevaba un ramillete de regalo para Benedict. Aunque no lo parezca, ambos iban muy contentos.

-¡Oh, pero espera, Bernie! Mira lo que dice acá...


-¡Ja, ja, ja! No te preocupes, Pflugie. No pasa nada. Ya he hablado con Benedict...

-Está todo arreglado. Nos dejarán entrar, ja, ja, ja...

¡¡¡Riiiiiiiiiinnng!!!




-¡Hum!

-Ese Benedict...esperaba otra cosa de él. Tal vez debí deshacerme de Willy y toda aquella chusma mucho antes. Pero volveré. ..Volveré una y otra vez hasta que me dejen entrar. ¡Con o sin Benedict! ¿Me oyes, Pflugie? ¡Pflugie, llama a Augie Di Noia y pregúntale qué más necesita para dejarnos entrar! ¡Vamos a volver como que me llamo Bernie!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...