“Vivamos la milicia del cristianismo con buen humor

de guerrillero, no con hosquedad de guarnición sitiada”.

Nicolás Gómez Dávila

viernes, 20 de marzo de 2015

Chiste Neo-Frater




Tal vez sea el mejor chiste publicado por el Pericón Fellayniano (del blog "Verdadera Cristiandad").
Bajo el título ¿DÓNDE ESTA LA IMPERIOSA NECESIDAD PARA UNA CONSAGRACION QUE PROVOCA? (¿que provoca a quién? Ya empezamos con las ambigüedades. ¿A los modernistas de Roma? ¿Y a vos qué te importa? ¿O es que de rebote temen los acuerdistas que se queden “sin el pan y sin la torta” o sin la estampilla feleniana?), el bloguero pretende contestarle a Dom Tomás de Aquino OSB del Monasterio de la Santa Cruz (¿por qué no te das una vueltita por allí, Pericón, que te va a hacer bien?), diciendo:
El religioso cuestiona a la Fraternidad San Pío X, acusando a su Superior, y a quienes lo secundan, de "liberales", de "acuerdistas", etc., cuando es evidente que el apostolado de esa pía unión sacerdotal continúa dentro de la senda que le fijó el Fundador”.
¿Así que “evidente”? ¿Es tan evidente que por eso no hace falta que refutes las cientos de impugnaciones acerca de hechos concretos que son cuestionados? ¿O sea que es tan evidente que las cosas que ve a simple vista el Pericón, Dom Tomás las inventa? La negación de la realidad de este bloguero es apabullante.
Pero lo verdaderamente gracioso y que da muestras del cacumen del mismo, es que critica a la Resistencia también diciendo que a pesar de reconocer al papa, consagraron un obispo sin ir a pedirle permiso a Francisco…No sabemos si se habrá enterado el Pericón este, pero Francisco tiene en su mente y en su agenda cosas más importantes como: burlarse de Santa Teresa de Ávila, dar entrevistas televisivas para hablar de sí mismo y defenestrar a sus compatriotas, recibir el carnet del Club Ferrari, alentar a los homosexuales, venerar a Teodoro Herzl, recibir a una actriz de Hollywood, estimular a los protestantes para que sigan siendo protestantes, ponerse una nariz de payaso, “canonizar” a Juan Pablo II y Juan XXIII, vulgarizar cada vez más la liturgia, aplicar más a fondo el Vaticano II, e ir a almorzar con un grupo de travestis. Ah, y de paso limpiar todo viso de Tradición raleando a los Franciscanos de la Inmaculada y nombrando obispos a impresentables como “Tucho” Fernández.
Pero el Pericón piensa que había que ir a preguntarle si les dejaba consagrar un Obispo para la Tradición.
¿Es o se hace? Es.



¡Te pasaste flaco! Un kilo y dos pancitos.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...